La guía sobre Responsabilidades de la organización identifica las responsabilidades tanto individuales como organizativas para optimizar la seguridad y el uso seguro de las TIS.ROrganizacion

Uno de los factores fundamentales y críticos a la hora de acometer cualquier implantación de las TIS seguras en una organización sanitaria son las personas involucradas en el proceso. Por ello, a diferencia del resto de guías, ésta se organiza en torno a los principios que se aplican a las personas que tienen la responsabilidad de la seguridad del paciente en las organizaciones sanitarias.

Evaluar la Guía de Responsabilidades de la Organización ayuda a garantizar la seguridad en las decisiones y responsabilidades de la Organización y de todas las personas implicadas en el proceso.

La implementación de las TIS en una organización sanitaria requiere atención tanto en los aspectos sociales, como en las cuestiones técnicas. Esta guía está diseñada para ayudar a gestionar de forma segura las responsabilidades individuales y organizacionales en los complejos aspectos “sociotécnicos” de la organización sanitaria.

Las responsabilidades en una organización pueden ser desplazadas, olvidadas, o creadas cuando se implementa una HCE[1]. La atención a los detalles de esas responsabilidades es un factor crítico en la seguridad del sistema y para alcanzar los beneficios potenciales de las TIS. Para completar la autoevaluación de la Guía SAFER sobre responsabilidades de la organización es necesaria la participación de una amplia variedad de personas de la misma organización.

Esta guía, en comparación con todas los demás, se centra principalmente en el comportamiento humano y las relaciones

Debido a que esta guía está diseñada para ayudar a las organizaciones a priorizar los problemas de seguridad del paciente relacionados con las TIS, la dirección de la organización debe participar en la evaluación de lo que se debe hacer y cómo afecta una práctica recomendada en particular a la capacidad de la organización para ofrecer una atención segura y de alta calidad. La colaboración de los médicos y otros miembros del personal en la realización de la autoevaluación en esta guía permitirá una instantánea precisa del estado de las responsabilidades sobre la HCE de la organización (en términos de seguridad del paciente), y aún más importante, debería conducir a un consenso sobre el camino futuro de la organización para optimizar la seguridad del paciente y la calidad relacionadas con las TIS.

La autoevaluación de esta guía por un equipo multidisciplinar permitirá establecer prioridades entre las prácticas recomendadas que no se han abordado aún y nos asegurará la disponibilidad de un plan para mantener las practicas ya abordadas, así como a dedicar los recursos para realizar las mejoras necesarias. Así se podrán mitigar los riesgos relacionados con la seguridad del paciente por debidos a las TIS con la más alta prioridad.

Principio. Las actividades definidas para la toma de decisiones garantizan la seguridad de las TIS.

  • 1.- Los que toman las decisiones de más alto nivel (por ejemplo, los consejos de administración o los profesionales sanitarios) se comprometen a promover una cultura de seguridad que incorpora la seguridad del paciente y el uso seguro de las TIS.
  • 2.- Existe una estructura de toma de decisiones eficaz para la gestión y la optimización de la seguridad del paciente y el uso seguro las TIS.
  • 3.- Se han asignado responsabilidades sobre la gestión del contenido de los sistemas de apoyo a la decisión clínica (CDS).
  • 4.- Los médicos están involucrados en todos los niveles de la toma de decisiones sobre los temas relacionados con la seguridad del paciente en la HCE que tienen un impacto clínico.
  • 5.- Se mantiene una clara supervisión clínica cuando los médicos delegan aspectos de la entrada de peticiones, introducción de órdenes médicas, la reconciliación de medicamentos, o tareas de documentación.

Principio. Las actividades para optimizar la calidad de la HCE y la calidad de los datos garantizan la seguridad del paciente.

  • 6.- Se han designado miembros del equipo para vigilar periódicamente el rendimiento y la seguridad del hardware de las TIS, el software y el proveedor de servicios de red / Internet (ISP).
  • 7.- Hay miembros del equipo directivo designados para examinar periódicamente y verificar la rápida corrección de los problemas con el hardware de las TIS, el software y el rendimiento y seguridad de la red / ISP.
  • 8.- Hay miembros del equipo directivo implicados en la responsabilidad de la selección, las pruebas, el seguimiento y el mantenimiento del rendimiento y la seguridad de los CDS[2].

Principio. Actividades para garantizar un uso seguro de las TIS para evitar amenazas a la seguridad del paciente.

  • 9.- La formación y el soporte sobre la HCE son suficientes para las necesidades de los usuarios y está fácilmente accesible.
  • 10.- La formación y el soporte sobre la HCE son de alta calidad, proporcionada por instructores cualificados y debidamente adaptada a las necesidades de los diferentes tipos de usuarios específicos.
  • 11.– La formación y el soporte sobre la HCE se evalúan periódicamente para optimizar un uso completo y seguro.
  • 12.- Se lleva a cabo con regularidad un análisis de flujo de trabajo para mapear cómo se lleva a cabo el trabajo en la actualidad.
  • 13.- Hay miembros del equipo de dirección clínica implicados en la responsabilidad de garantizar que el contenido de los CDS, tales como alertas y protocolos, soporta un flujo de trabajo clínico eficaz en todos los escenarios de la práctica clínica.
  • 14.- La política de la organización facilita la notificación de amenazas y errores relacionados con la HCE y asegura que los informes se tramitan e investigan.
  • 15.- Se mantienen registros sobre las amenazas y los errores relacionados con la HCE reportados y tratados.

Principio – Hay actividades para asegurar la disponibilidad de la información en la HCE para evitar amenazas para la seguridad del paciente.

  • 16.- Hay miembros del equipo directivo implicados en la responsabilidad del mantenimiento del rendimiento del hardware y software de la HCE, el CDS y la red /ISP.
  • 17.- Hay miembros del equipo directivo que supervisan regularmente el mantenimiento del rendimiento -y la seguridad del hardware, software, CDS, y la red / ISP relacionados con la HCE.
  • 18.- Los procedimientos de la organización aseguran que los usuarios de la HCE son capaces de obtener ayuda a tiempo cuando hay problemas de hardware, software, CDS, o de red / ISP relacionados con la HCE.

Principio: Actividades para garantizar un uso seguro de las TIS para evitar amenazas de seguridad del paciente

  • 19.- Los mecanismos de comunicación aseguran que los usuarios aprenden los cambios en la HCE rápidamente, y que pueden dar su opinión sobre los problemas de seguridad del paciente.
  • 20.- Se anima a los miembros del equipo directivo con responsabilidades en la seguridad del paciente de la HCE a participar en actividades profesionales pertinentes y comunicarse con otras personas en posiciones similares.
  • 21.- Las autoevaluaciones, incluyendo el uso de las guías SAFER, se llevan a cabo de forma rutinaria por un equipo, y se evalúan los riesgos de adelantar o retrasar cualquiera de las prácticas recomendadas.

 

[1] HCE: Historia Clínica Electrónica. Este término engloba los sistemas de información relacionados con la asistencia sanitaria (Sistemas de petición electrónica, HIS, SIL, PACS, DSS…). En inglés se usa el término EHR (Electronic Health Record)

[2] Sistemas de Soporte a la Decisión Clínica (de sus siglas en inglés Clinical Decision Support System)

Índice de la serie Impacto de las Tecnologías de la Información Sanitarias en la Seguridad del Paciente

Autores:

Grupo de Trabajo 50 Sombras de GEIT. APISA. 2016

Ana I Borrego
Inmaculada Castejón
Ana M Chups
Juan Diaz
Mª Carmen Dominguez
Manuel Jimber
Beatriz Martínez
Manuel Quintas
Diego Rodero
Ana B Sánchez
Luis Santiago Sánchez
Fran Sánchez
Victoria Zafra

Patrocinadores

Please follow and like us:
Impacto de las Tecnologías de la Información en la Seguridad del Paciente V. Guías SAFER. Responsabilidades de la Organización

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *